Cubo Magazine – Tu revista online de juegos de mesa

Descender a la cueva

Portada de The Cave

Portada de The Cave

The Cave

Autor: Adam Kaluza

Editorial: Rebel.pl

Nº Jugadores: 2-5

Duración: 60 minutos

Edad: 10 años en adelante

Adam Kałuża se ha convertido en uno de los autores con mayor proyección de la actualidad sobre todo gracias a la nominación al Spiel des Jahres (juego del año en Alemania) de su juego K2, editado originalmente en 2010 a través de Rebel.pl y un año después por reconocidas editoriales del mundo como Heidelberger o White Goblin Games.

Apenas dos años después de su primer gran éxito y habiendo publicado algunos otros títulos entretanto el autor vuelve a trabajar con Rebel.pl con The Cave, un juego donde los jugadores se convierten en líderes de un equipo de espeleólogos que acaba de iniciar una jornada de exploración.

Para ello los jugadores han de llevar todo el equipamiento necesario en sus mochilas (baterías, cuerdas, oxígeno, etc.) para poder avanzar y explorar así hasta los últimos rinconces de la cueva. Desgraciadamente, la capacidad de las mochilas es limitada, principalmente para no ralentizar en exceso el movimiento. Conforme avanzan los jugadores usan equipamiento que han de dejar por el camino, por lo que cada cierto tiempo deberán volver a la base para volver a equiparse, lo que siempre implicará una difícil decisión.

En cada turno los jugadores disponen de 5 puntos de acción para explorar. El movimiento consume 1 punto de acción aunque en muchas ocasiones los jugadores gastarán más puntos para moverse un poco más allá y ganar mayor cantidad de puntos de victoria. Los jugadores también pueden elegir descubrir una nueva estancia de la cueva pagando 1 punto de acción. En ocasiones los jugadores se encontrarán con desniveles, lagos subterráneos y grandes estancias repletas de estalactitas.

Pieza de lago subterráneo

Pieza de lago subterráneo

Aunque aún no está confirmado, The Cave será previsiblemente presentado en la próxima feria de Essen del mes de Octubre, y será editado al menos en polaco a inglés, aunque no se descarta su publicación en otros idiomas.

Artículos relacionados

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *